Agenda de ocio
Qué hacer y dónde ir con niños en Valencia

Campanilla y el tesoro perdido

En la profundidad de Nunca Jamás se halla el valle de la Hondonada de las Hadas. Todos sus habitantes trabajan para hacer llegar el otoño al mundo de los humanos. Las hadas del jardín pintan las hojas, las de los animales reúnen comida para que hibernen. Campanilla es un hada reparadora, de modo que fabrica inventos para ayudar a sus compañeros. Recorre el valle en busca de aquellas personas que requieran de su hablidad.

Un día es llamada por la Reina para responsabilizarla del diseño del cetro de otoño, para lo que se le hará entrega de una perla única. Desgraciadamente un pequeño accidente doméstico hará añicos esa joya. Su única solución será partir en busca del espejo mágico de Incanta, que tiene el don de conceder un deseo. Este será el inicio de una aventura que la llevará a conocer a Fuego y vivir juntos una peligrosa misión.

En la parte superior derecha de la pantalla los pequeños tendrán acceso a tres diferentes iconos. Uno de ellos indicará a los jugadores qué deben hacer en cada momento. Otro servirá para ver los tutoriales, grabar partidas, analizar el inventario y cambiar de vestuario. El último permitirá llegar rápidamente al hada a aquellas zonas en las que deba cumplir alguna tarea.

Sin duda este icono constituye una manera sencilla de ahorrar tiempo y también de simplificar el propio desarrollo del juego. A estas ayudas se le debe sumar que en pantalla siempre habrá una flecha roja indicando el camino correcto y que los objetos/personajes sobre los que se debe interactuar estarán señalizados. Desde luego es imposible desorientarse o quedare sin ideas de cómo progresar.

A esta sencillez se le agrega el modo en que se avanza en la aventura, que no es otro que gracias a la superación de simples minijuegos. Se trata de pruebas de memoria, precisión o reflejos. Los pequeños únicamente tendrán que realizar determinados movimientos, recordar posiciones, solucionar puzzles, soplar y desafíos similares. Apuntar que el control se realiza siempre mediante la stylus.

Existe al mismo tiempo un modo de juego en la que los nanos deberán elegir entre cinco hadas. Tras elegir la forma de su rostro, el color de sus ojos, su nombre, vestimenta y demás vuestros hijos ayudarán a las hadas a preparar el festival de otoño a través de más minijuegos. Una modalidad para asegurar más horas de entretenimiento.

El juego no tiene grandes pretensiones gráficas, se limita a ofrecer entornos agradables en 2D muy propios de las películas Disney. La banda sonora es variada y acompaña de maravilla a la aventura, que tiene perfectamente imbricados los minijuegos en la trama. No cabe duda de que este título vendrá bien al desarrollo de la habilidad motora fina de los más pequeños y les servirá además para acercarse de un modo sencillo y divertido a una videoconsola.

Datos y sugerencias: 

  • Título: Campanilla y el Tesoro Perdido.
  • Genero: minijuegos / aventura.

  • Fecha de lanzamiento: ya en tiendas. 

  • Disponible en: NDS.
  • P.V.P.: 39,95 euros.
  • Pegi: 3.
  • Edad recomenda: a partir de 6 años.
  • Manual y textos en castellano.
Comparte este plan